Amenazas.

5.41 am.

Despierta otra vez y mira el techo. Se ha dado cuenta que tanto invento y maniobra no sirve para crear lo natural. Irrepemplasable, inexacto y admirable, lo natural acechaba en el momento mas inesperado y desperdiciaba a flor de piel todo el nexo entre ella y el.

5.42 am.

ponia cuenta de que algo pasaba, sus ojos sangraron por quinta vez y la respiracion aumento de repente. Toda su sangre estaba plegada a las venas como si llegara un viento muy fuerte y se la llevara. Estaba segura de que no queria huir de su piel pero se iba a escapar con ella misma y sus sentimientos. Lejos, vulgarmente adecuada a tanto dolor, tristemente se ausentaba de su corazón y su alma.

5.43 am.

creyó con mucha certeza que ella pensaba en el, amarro sus cosas mas preciadas y las metio en una especie de bolsa. comenzo ese viaje que tanto esperaba pero nunca habia buscado hasta ahora. antes de marcha anuncio que todas las separaciones y infracciones lo hacian mas feliz al igual que a ella.

Sabado por la noche.

El su misión de quemar un año más y disfrutar de la noche, la encontro andante.
Refusilaban al sol, los ojos que hacia un tiempo al matar otro efimero año habian visto el amanecer cruzandose con los de el. Entre las gotas de pasion y las inyecciones de elixir ya no habia más deseos que cumplir, todo habia acabado frente a una puerta que no tenia regreso.
Dos cuerpos tirados, ambientados en ese instante cruel de lechos que dan paso al placer armonizaba con su piel y no podia hacer que su mano pare de temblar del frio.
Sus cuerpos se metieron en la hoguera pero sus manos seguian frias pese a este incendio.
Asustado, maniatado por el olor a confusión que se acercaba, machaco sus tristezas y se dio cuenta que esto habia acabado.
Su olor no era el mismo, sus ojos brillaban diferentes y una mueca de su sonrisa alcanzaba para saber que ya no lo sentia.


Perdón por robarme tu inocencia, yo solo queria quererte.
Gracias por esa noche tan soleada.

0 comentarios:

 
©2009 Augusto Rivarola | by TNB